900 923 923

Genes, cómo afectan a tu alimentación y salud


¿Alguna vez te has preguntado por qué dos personas pueden llevar una alimentación muy similar y, sin embargo, tener cuerpos muy distintos? Las dietas tradicionales están basadas en pautas de alimentación muy generales como evitar azucares, grasas, aumentar el consumo de frutas y verduras, etc. pero la verdad es que cada cuerpo es un mundo y sino que se lo pregunten a la nutrigenética.

¿Nutri qué? Nutrigenética. Ésta es una rama de la genética que se dedica a estudiar la relación entre nuestros genes y la respuesta de cada persona a determinados alimentos. Aunque pueda sorprender, cada persona tiene una serie de condicionantes diferentes que influyen en como asimilamos los nutrientes de los alimentos que ingerimos. 

Según indican los expertos, el 99,9% de nuestra información genética es compartida por todos los seres humanos. Es decir, que el porcentaje que nos hace distintos es de un 0,01%.  Conocer este pequeño porcentaje es muy importante para saber cómo nos condiciona nuestra genética positiva y negativamente. Es esta pequeña parte la que determina nuestras características físicas, fisiológicas y metabólicas.

¿Y cómo puedo conocer yo ese porcentaje? A día de hoy existen varias modalidades de test genéticos. En Vivanta, lo que hacemos es un estudio de las zonas del ADN dónde se encuentran los genes relacionados con el procesamiento de determinados nutrientes para ver qué respuesta tienen estos en nuestro organismo.

Nuestro estudio consiste en una prueba dividida en 6 secciones:

  1. Sobrepeso y obesidad: La obesidad y la herencia genética están relacionados. Por eso, esta parte del estudio permite determinar qué proporción de los kilos extras se deben a la genética y así poder establecer una serie de pautas más eficaces para acabar con ellos.
  2. Eficacia de la actividad física en el sobrepeso: Aquí también influye el factor genético. El conocer cómo influyen determinadas variantes genéticas en este aspecto permite orientar al paciente de una forma más personalizaba con planes especialmente diseñados para cada caso.
  3. Intolerancia al gluten: Cada vez aparecen más casos de gente intolerante a este grupo de proteínas. El test genético lo que permite es descartar la predisposición genética a este trastorno  y, así, evitar realizar pruebas más invasivas en el paciente.
  4. Intolerancia a la lactosa: El test permite esclarecer si se trata de una caso de intolerancia transitorio o bien permanente. Es en este último caso donde existiría un componente genético.
  5. Asimilación de la cafeína: Este es uno de los motivos que hay detrás de que la cafeína no afecte de igual manera a sus consumidores. Cada individuo tiene un ritmo de metabolización en función del cual tomar más o menos café puede afectarnos de distinta forma. El estudio puede desvelar información al respecto que permita orientar al paciente sobre su consumo.
  6. Sensibilidad al alcohol: Observando la predisposición genética en cada caso de sufrir los efectos negativos del alcohol.

La buena noticia de todo esto es que se trata de una prueba totalmente indolora que permite prevenir y evitar el desarrollo de determinadas patologías. Si te has quedado con ganas de saber más sobre esta prueba entra en nuestra web o llámanos al 900 923 923para solicitar información.

¿Necesitas ayuda?

Llámanos gratis al 900 923 923