900 923 923

Criolipólisis, elimina tu grasa localizada sin cirugía


Aunque seguir un estilo de vida saludable acompañado de ejercicio regular suele ser suficiente para conseguir un físico más esbelto y tonificado, siempre hay zonas corporales en las que por mucho que nos esforcemos no somos capaces de deshacernos de la grasa más rebelde. Por esto desde Vivanta ponemos a tu alcance un revolucionario tratamiento para eliminar la grasa localizada: La criolipólisis, elimina tu grasa localizada sin cirugía.

Se trata de tratamiento no invasivo, sin agujas y sin cicatrices, que acaba incluso con los depósitos adiposos más rebeldes, basado en la eliminación de la grasa a través del frío, también conocido como coolsculpting

¿Cómo funciona? 

La criolipólisis es un tratamiento que elimina la grasa con frío. Utiliza las bajas temperaturas para eliminar esa adiposidad persistente que es difícil de eliminar incluso con dieta y ejercicio.

Esta tecnología proporciona un enfriamiento controlado con precisión para identificar las células grasas, difíciles de eliminar incluso con dieta y ejercicio. Éstas se cristalizan (congelan), se destruyen y, luego con el tiempo, el cuerpo las procesa de forma natural y las elimina.

La duración de cada sesión dependerá de la zona a tratar, aunque suele oscilar entre los 30-60 minutos. Después de aplicar el frío, unos -8 grados centígrados, en la zona problemática, se produce la muerte de las células de grasa por la congelación y cristalización provocada por la brusca bajada de temperatura. Posteriormente el cuerpo elimina los restos de las células muertas por sí solo, de forma natural, a través del sistema linfático y la orina. 

Esta eliminación, al producirse de forma natural, es un proceso lento. Por lo que el paciente puede tardar incluso dos meses en ver los resultados definitivos, pero desde las primeras semanas puede empezar a notar la reducción de volumen en la zona tratada. Se calcula que en cada sesión de criolipólisis se puede eliminar entorno al 35% de las células de grasa presentes en la zona, lo que supone una pérdida de 2 ó 3 cm de contorno.

¿Dónde se puede aplicar?

La criolipólisis puede ser aplicado en las zonas que tienden a acumular grasa localizada, como el abdomen, los flancos, espalda, los muslos o debajo de los glúteos y en zonas más delicadas como pueden ser el busto, la papada o la parte superior de los brazos. Es igual de eficaz en todas ellas, sin embargo, dependiendo de lo fibrosa y dura que se tenga cada parte, puede requerir un número superior de sesiones, siendo las zonas blandas las más rápidas en conseguir los resultados deseados.

A diferencia de la liposucción, la criolipólisis no necesita tiempo de recuperación, pudiendo hacer vida normal inmediatamente después de cada sesión y presenta un riesgo mínimo de complicaciones. Los efectos secundarios que pueden causar las sesiones son la aparición de rojeces o la sensación de hormigueo, pero ambas tienden a desaparecer a los pocos días.

Para mantener el resultado es necesario seguir un estilo de vida saludable, haciendo ejercicio de forma regular y cuidando la alimentación para no ganar peso, ya que las células grasas eliminadas no vuelven a reproducirse. Este innovador tratamiento está disponible en algunas de nuestras clínicas de Madrid, Vigo y Málaga ¡Ven a descubrirlo! Para más información consulta el siguiente enlace: https://www.vivanta.es/nuevo-tratamiento-de-criolipolisis-coolsculpting

¿Te ha gustado la entrada “Criolipólisis, elimina tu grasa localizada sin cirugía”? ¡Compártela en tus redes sociales!

¿Necesitas ayuda?

Llámanos gratis al 900 923 923